Instrucciones de MelquisedecLisbet, Escrito: El Mejor Regalo Por: JuanMelisa (01/07/18)

Levítico 4:32 Y si por su ofrenda por el pecado trajere cordero, hembra sin defecto traera.

Lucas 13:29 Porque vendrán de Oriente y de Occidente, del Norte y del Sur, y se sentaran a la Mesa en el Reino de Dios.


CRISTO LISBET

EN ELLA HABITA TODA LA PLENITUD DE LA DEIDAD.

1-7-2018-mana-c.jpg

ELLA ES LA SABIDURIA PERSONIFICADA.

MANA QUE VIENE DIRECTAMENTE DEL CIELO,

(LA MENTE DE CRISTOLISBET)

T   E  M  A : EL MEJOR REGALO

1-07-2017 Mana b

HACER CLIC EN LOS ENLACES SIGUIENTES:

 VIDEO: EL MEJOR REGALO    

AUDIO:  RADIO LA MEDIADORA

TEXTO EN PDF: ADOBE ACROBAT READER DC 

T  E  X  T  O

Amados Padres MelquisedecLisbet, les saludamos con tanto gozo en este maravilloso día de la eternidad que nos han regalado. Padres, con temor reverente y el máximo respeto, quisimos compartir con Ustedes un escrito que Ustedes nos dieron sobre los regalos que le damos a nuestros familiares y amigos, titulado: “EL MEJOR REGALO”.

Ustedes nos han dado un tesoro tan grande y valioso y es nuestro deber compartir estos regalos con todos los que conocemos. Para el mundo, el dar regalos en la navidad se hace por muchas razones diferentes, una de ellas es el aprecio que uno siente por otra persona, simbolizando lazos que los unen por experiencias vividas. A veces se dan en agradecimiento por algo que esa persona haya hecho en tu vida o simplemente para que esa persona sepa que formas parte de su vida y que pensaron en ti. Pero la mayoría de las veces se debe a que se ven comprometidos en dar regalos. Sin darse cuenta que estos regalos materiales en realidad no simbolizan ningún lazo profundo, ya que se pueden hacer en cualquier ocasión.

En nuestro caso, los verdaderos regalos simbolizan que Dios MelquisedecLisbet viven en nuestro corazón (nuestras mentes) y que han limpiado su templo en nosotros y por eso, todo en nuestras vidas es de olor fragante para Ellos. Con esa pureza están impregnados nuestros hijos y todo lo que hacemos y somos es de beneficio a nuestros seres queridos y los cercanos. Compartiendo así el verdadero regalo de Dios, una vida en santidad.

Los regalos que nos han dado nuestros Padres MelquisedecLisbet, son incontables y a diferencia de los que da el mundo, no se rompen, ni se envejecen, nunca se estrujan, ni se manchan ni pierden su color y también les sirven a todos, sin necesidad de intercambiarlos o devolverlos en la tienda porque son eternos y permanecen para siempre. Nuestros regalos provienen del enorme y buen tesoro que hemos recibido de Ustedes, Padres espirituales. Cada día con su Maná Fresco, además de alimentarnos y nutrirnos, nos dan riquezas innumerables y de esas riquezas compartimos con nuestros seres queridos y ellos son beneficiados grandemente de Sus bondades espirituales. Pues el hombre bueno, del buen tesoro del corazón saca cosas buenas…(Mateo 12:35).

Nuestros Padres nos han regalado ese buen tesoro de Su Sabiduría para compartirlo con los demás, para que cada persona en este mundo pueda tener un tesoro tan maravilloso como el nuestro. Y este buen tesoro es nuestra Madre Lisbet, en Ella está toda la sabiduría de Dios, pues Ella es Dios MelquisedecLisbet, 2 en 1. Qué hermoso es compartir con todos, estos hermosos regalos que Ellos nos han dado. Y no es solo en los momentos en que las personas dan regalos, sino que entregamos Sus regalos al mundo todo el tiempo durante el año.

Amados Padres, en esta época en la que el mundo celebra muchas cosas y toma esta oportunidad para intercambiar regalos, nosotros como Sus hijos espirituales sabemos identificar todos los regalos que verdaderamente valen para nosotros y por los cuales estamos eternamente agradecidos con Ustedes. Han puesto en nuestro corazón hacer una lista de los más importantes regalos que Ustedes nos han dado para compartir con todos nuestros seres queridos.

El primer regalo es:

La Paciencia de Cristo: que nos hace esperar con calma y tranquilidad, siempre en reposo y paz.

Nuestros Padres nos han enseñado la paciencia de los santos y lo importante que es para vivir rectamente. Nosotros vivimos sin apresurarnos, sin afanarnos y eso incluye el compartir con nuestros familiares y amigos, siendo sabios para siempre mostrarles a nuestros Padres espirituales en nuestro proceder.

Nuestra Madre ha dicho:
“No se apresuren ni se atribulen, porque en la paciencia, suceden maravillas”.

Si en la paciencia suceden maravillas, ¿para qué nos vamos a afanar?

Si por alguna razón, cuando compartamos con nuestras amistades, nos rechazan esta palabra de vida que les estamos ofreciendo, no nos demos por vencidos, demostrémosle la paciencia de Cristo Lisbet. Procedamos con calma, porque aunque ellos aún no han recibido la eternidad, nosotros sí y debemos demostrarles cuán importante es que estén vivos para poder recibir el Pan de Vida, Cristo Lisbet. Por eso no les quitamos el guante de amor, diciéndoles la verdad para que no mueran, porque aunque nosotros tenemos una eternidad para esperar, ellos no la tienen y con nuestra ayuda se esforzarán en entrar por la puerta estrecha porque muchos procuran entrar por Ella pero no podrán. (Lucas 13:24). Porque no saben cómo, pero con nuestra ayuda sí podrán lograrlo. Nosotros persistiremos en amarlos con el amor que nos han enseñado nuestros Padres, con paciencia y con respeto, pero sin detenernos, les decimos la verdad para que escojan la vida que está puesta como un regalo delante de ellos.

El segundo regalo es:

Temor Reverente a Dios: para que puedan entender que al Dios vivo, MelquisedecLisbet se le respeta con reverencia porque nos han mostrado Su poder a través de Su Palabra. Y el temor reverente a Dios es el fundamento o principio de toda Su Sabiduría. El Señor, nuestro Dios MelquisedecLisbet nos mandó a temerle y obedecer Sus preceptos, para que siempre nos vaya bien y sigamos con vida. Y así ha sido hasta hoy (Deuteronomio 6:24) porque Dios no cambian, son los mismos por la eternidad.

El tercer regalo es:

La Paz que Cristo nos ha dado: buscamos siempre el bien y la paz de nuestros familiares, de nuestros amigos y de todos aquellos que nos rodean y que nos encontramos en el camino, nunca buscamos ofenderlos ni mucho menos incomodarlos, queremos que siempre se sientan agradados de compartir con nosotros para que puedan ver el hermoso reflejo de nuestra Madre Lisbet en nosotros.

En la dispensación pasada decíamos que todos entenderían esa doctrina de error “por las buenas o por las malas”. Hoy en día, nuestra Madre nos ha enseñado lo que es correcto, no le deseamos mal a nadie, al contrario, queremos que siempre todo sea según Su orden que es perfecto, con amor, con prudencia, sin agitar a nadie. Y todos son bienvenidos en Su Reino pues Cristo Lisbet nos ha dicho que todo el que Dios Padre le da, vendrá a Ella y al que a Ella viene, no lo rechazará jamás (Juan 6:37).

El cuarto regalo es:

Amistad con el Señor: con nuestro buen proceder, mostramos que conocemos bien a Dios, conocemos Su carácter y confiamos en Ellos, en Su juicio que es verdadero y justo. Y les enseñamos a todos a pedir a Dios Padre, en el nombre de Cristo para poder recibir conforme a la justicia y la voluntad de Dios para ellos.

Como hijos espirituales, cuando le brindamos a alguien nuestra amistad, lo hacemos como Cristo Lisbet lo ha hecho con nosotros, en pureza, en transparencia y con ánimo de llevarlos a anhelar la vida eterna que Dios trae.

Un verdadero amigo es como Cristo Lisbet que siempre habla con la verdad. Así somos nosotros, los que siempre hablamos de nuestra Madre, la Verdad que no podemos ocultar a todo el que nos preste su oído. Ya que nuestra mejor amiga es Cristo Lisbet quien nos ha dado Su amistad incondicional, tanto así que nos ha acercado a Dios Padre Melquisedec y a Cristo Lisbet para siempre. Teniendo el mejor ejemplo de la amistad en nuestros Padres MelquisedecLisbet que son nuestros mejores amigos.

Cristo Lisbet nos dice en: Juan 15:13 y 15
13 Nadie tiene mayor amor que este, que uno ponga su vida por sus amigos.
15 Ya no os llamaré siervos, porque el siervo no sabe lo que hace su señor; pero os he llamado amigos, porque todas las cosas que oí de Dios Padre, mi Esposo, os las he dado a conocer.

¡Qué hermosa es la amistad que nos comparte nuestra Madre Cristo Lisbet!

El quinto regalo es:

Benignidad de Dios: mostrando que tenemos compasión de los demás y hacemos lo que nuestro Dios nos ha mandado; comemos lo que nos sirven, es decir, escuchamos lo que los demás creen, para así poder sanar a los enfermos y decirles que el Reino de Dios ha llegado a ellos. (Lucas 10:8-9). Porque nuestra Madre espiritual nos ha enseñado que lo que entra por la boca no es lo que contamina, sino las palabras que salen por la boca porque del corazón salen; y esto contamina al hombre. No importa lo que escuchemos de los demás, eso no nos contamina, porque lo que no sirve es echado en la letrina (Mateo 15:11-18). La idea es no dejarse contaminar por sus palabras y acciones enfermas, repitiendo y haciendo cosas que no hemos aprendido del Dios viviente MelquisedecLisbet porque no es lo que les agrada.

Nuestra Madre nos ha enseñado a siempre hacer el bien y no pagar mal por mal, siempre buscando la paz en cada situación. Siendo personas gratas, nos agradamos en siempre mostrar buena voluntad, comprensión y simpatía con todos. Qué hermoso es compartir con personas que les encanta vivir en paz.

Nuestros Padres MelquisedecLisbet son Reyes de Paz, y nosotros como hijos Suyos siempre buscamos esa paz, pues es parte de nuestro linaje, de nuestro ADN espiritual, buscamos esa benevolencia en cada momento de nuestros días. Qué valiosa cualidad el ser benigno como nuestro Dios.

Efesios 4:32 dice:
32 Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo.

Esto nos lleva al sexto regalo que es:

El Borrón y cuenta nueva: que Dios te entrega hoy para que puedas comenzar de nuevo y esta vez hacer las cosas bien, agradando a Dios para así vivir para siempre correctamente.

Nuestra Madre nos dio el borrón y cuenta nueva para que comenzáramos de cero una nueva vida, agradando a nuestros Padres MelquisedecLisbet en todo. Después de haber recibido tan supremo acto de misericordia, ¿no podemos mostrar el mismo amor con aquellos que nos han faltado?

Aun en esta eternidad, no hay tiempo para vivir con dolores y resentimientos. Nuestros Padres MelquisedecLisbet no nos quieren sirviendo a dioses ajenos que no sean Ellos, los Reyes de la paz y la justicia; y el resentimiento es un dios ajeno. Al demostrar el verdadero perdón, le regalamos paz a aquellos que nos rodean y les mostramos lo feliz y fácil que se vive cuando uno perdona y no deja que ninguna raíz de amargura crezca y dañe nuestra tierra. Le demostramos que sí se puede vivir sin rencor y sin amargura, que todos en el mundo podemos vivir en paz pues nuestra Madre Cristo Lisbet es nuestra paz eterna y nos ha enseñado el verdadero perdón.

Cristo Lisbet nos dice:
“No des más vueltas, no sufras más, y no lleves más una carga que ya yo llevé por ti. En mí eres más que vencedor y si crees en mí, Dios Padre estará complacido contigo.”

Si perdonamos a todo aquel que nos ha ofendido, y nos olvidamos por completo de esa pena que ha quedado en el pasado, hemos mostrado un aspecto del Amor de Dios.

Ahora miremos el séptimo regalo, que por cierto es el más poderoso:

El Amor de Dios: que es la acción más importante que nos ha enseñado nuestra Madre Cristo Lisbet. No solo decimos que amamos pero, gracias a nuestros Padres MelquisedecLisbet, ahora sabemos cómo demostrarlo.

Nuestra Madre Cristo Lisbet, el Amor de Dios manifestado, nos dice:
“El amor no es una palabra, es un verbo, una acción. Tú a mí no me puedes decir -te amo-, yo no te voy a creer, porque me lo dices. Tienes que mostrármelo con acción, porque el amor no se ve, sino que lo manifiestas en obras.”

No es solo decir “Te amo”, pensando que con solo decir 2 palabras se hace una realidad, no, es demostrando con acciones justas y correctas que tú amas verdaderamente. Nuestros Padres espirituales nos han enseñado a cómo demostrar el amor que es puro, genuino, y que sobrepasa todo, porque esa es la verdadera esencia de nuestros Padres MelquisedecLisbet.

Nuestra Madre también dice:

“Hay tres cosas que son permanentes: la fe, la esperanza y el amor (1 Corintios 13:13). La fe, que es la confianza en Dios MelquisedecLisbet; la esperanza, que es la seguridad de que Dios MelquisedecLisbet cumplirá sus promesas; y el amor, que es conocer toda la verdad de Dios que son Padre y Madre que se aman eternamente y sólo los que nacen de nuevo del espíritu con nuestra palabra, son los que conocen lo que es la fe, la esperanza y el amor verdadero. Esas tres cosas permanecen en nuestros hijos espirituales, pero la más importante es el amor (1 Corintios 13:13).

Si tú conoces lo que es ser un hijo de MelquisedecLisbet, conoces el amor y sabes tratar primeramente con tu prójimo y tu enemigo en la mente, y por consiguiente es fácil y ligero tratar a los demás con compasión y misericordia. Así vamos a limpiar la tierra, un ser humano a la vez, porque Dios trata con la mente de los hombres. Dios no va a salvar al mundo en una manera mística. Ya hemos leído varias veces, que este plan que Dios escogió para salvar a los hombres, es a través de un mensaje, una palabra que puede parecer locura, pero es lo que le agradó a Dios y punto, (Ref. 1 Corintios 1:21). Amén.”

Entonces para poder realmente amar a los demás, debemos llevar la verdad de que nuestros Padres son 2 en 1, en cada momento porque Ellos nos han enseñado a amar a nuestro prójimo en la mente. Y así le demostramos al mundo lo que Ellos nos han enseñado: Cómo es que se vive en santidad, no dejándonos llevar por los afanes y las distracciones que ofrece el mundo, sino manteniendo nuestro pensar, nuestro caminar y nuestro actuar en nuestros Padres MelquisedecLisbet, cumpliendo Sus mandamientos, siempre hablando la verdad cada uno con su prójimo que es como le demostramos nuestro amor, respetando y teniendo consideración con nuestros cuerpos y nuestras cabezas, siendo ejemplo dondequiera que estemos, sea juntos en el mismo lugar o ausentes.

Que cuando algún familiar, algún conocido o amistad piense en nosotros, vean todas estas cualidades y regalos que definen a nuestros Padres espirituales y así seremos tierra deseable a los jafetitas que buscan la luz. Así también ellos aprenderán cómo se ama verdaderamente, con el amor genuino de MelquisedecLisbet, que no tiene precio. El octavo regalo es:

Honrar a Dios Padres: mostrándole a los demás cómo honramos a nuestro Padre y a nuestra Madre espiritual para así recibir el regalo más hermoso, la promesa de largura de días, es decir, la vida eterna.

Que todos vean cada uno de estos regalos que a diario les entregamos.

Gálatas 6:7-10 dice:
7 No se engañen: de Dios nadie se burla. Cada uno cosecha lo que siembra.
8 El que siembra para agradar a su naturaleza pecaminosa, de esa misma naturaleza cosechará destrucción; el que siembra para agradar al Espíritu, del Espíritu cosechará vida eterna.
9 No nos cansemos de hacer el bien, porque a su debido tiempo cosecharemos si no nos damos por vencidos.
10 Por lo tanto, siempre que tengamos la oportunidad, hagamos bien a todos, y en especial a los de la familia de la fe.

Estos regalos, Madre, son los que Tú nos das cada día. Has sembrado en nosotros Tu amistad, Tu respeto, Tu paciencia, Tu benignidad, Tu perdón, Tu paz, Tu temor reverente, Tu honra y sobre todo, Tu amor. Somos los hijos más afortunados de recibir los mejores regalos de nuestros Padres MelquisedecLisbet y siendo iguales a Ustedes, compartimos estos regalos con todos los que nos rodean. Con estos obsequios que Ustedes, Padres, nos han regalado sabemos que el mundo se va a arreglar, hay esperanza para la humanidad que no conocen al verdadero Dios, por eso es tan importante compartir este buen tesoro que Ustedes nos han dado.

Estos regalos permanecerán en nosotros, en nuestros corazones, por eso celebramos Tu natividad todos los días porque has vuelto a nacer espiritualmente por amor a nosotros, para compartirnos Tu vida, la vida que Dios Padre Melquisedec te ha dado por tu fidelidad. Y cada día que compartamos con algún familiar, con un amigo, con un colega de trabajo, algún compañero en la escuela o con cualquiera que encontremos en nuestro camino, tendremos estos regalos listos para dárselos con el mayor decoro y acompañados de la tarjeta más especial, pues su dedicatoria está escrita con el puño y letra de nuestros Padres Soberanos MelquisedecLisbet, quienes los esperan con los brazos abiertos.

¡Amén, Aleluya!

 

entrada en construcción …

 

Super HeroeApp: Niños de Cristo

 


App-de-Rey-de-Salem-Musica

App: Rey de Salem Musica


Deseas mas información www.reydesalem.com, www.cristoesunamujer.com, www.radiolamediadora.com, www.tuneinradio.com, info@reydesalem.com

Autor: SANTOS ANGELES

2 Corintios 3:5 No que seamos competentes por nosotros mismos, sino que nuestra competencia proviene de Dios. (Jehova MelquisedecLisbet).