Mana: La Paz de Dios Os Doy (07/30/17)

C R I S T O L I S B E TLevi­tico 4:32 Y si por su ofrenda por el pecado trajere cordero, hembra sin defecto traera.

Apocalipsis  3:20  He aqui­, yo estoy a la puerta y llamo; si alguno oye mi voz y abre la puerta, entrare a el, y cenare con el, y el conmigo.


Mana del Cielo de Dios, La Mente de Cristo Lisbet.

VideoLa Paz de Dios Os Doy

AudioRadio La Mediadora

Texto en PDF:  Adobe Acrobat Reader DC

Texto Completo:

Saludos a todos nuestros santos ángeles, esos hijos de humilde corazón que aman vivir en la paz que solo los verdaderos Dioses MelquisedecLisbet, pueden traer permanentemente a los hombres creados según nuestra imagen y semejanza. Amén, Aleluya.

En el tema de hoy quiero compartirles la importancia de vivir cada segundo de tu vida en nuestra santidad como hijos espirituales, en quienes mora nuestro espíritu, el Espíritu de los Dioses santos MelquisedecLisbet, (Daniel 4:8-9,18; 5:11,14). Y ese Espíritu es una Palabra viva que Yo he sembrado en ti, para que puedas vivir una vida en reposo, juzgando como Dios mismo. Porque si tú no sabes juzgar las cosas que vienen a tu mente, las cosas que escuchas o las que veas, quiere decir que no te estás permitiendo ser hecho a la imagen y semejanza de Dios; cuando yo te he dado mi mente para juzgar todas las cosas, y por tener mi mente no eres juzgado de nadie, (1 Corintios 2:15-16).

Claro que no, porque si usas los mismos armamentos que yo uso con firmeza en la verdad, vestidos con la coraza de justicia, calzados los pies con el apresto del evangelio de la paz que yo predico; teniendo siempre por encima de todo el escudo de la fe de Cristo Lisbet, el casco de la salvación, y la espada del Espíritu, que es la palabra de Dios, Cristo Lisbet; con el resultado final de que cada vez que abras la boca hables las palabras que yo te he dado, para dar a conocer con denuedo el misterio del evangelio de Cristo, y hables de mí, como debes hablar, con valor (Efesios 6:14-20), y si en todo lo que haces siempre buscas la paz y el bienestar de todos los envueltos, nadie te podrá juzgar. Porque bienaventurados son los pacificadores, pues ellos serán llamados hijos de Dios, (Mateo 5:9).

Los hijos de Dios MelquisedecLisbet son los que siempre buscan la paz, esos son nuestros hijos verdaderos, (Juan 1:12). No los que siempre están peleando y buscando problemas, cuando lo que deberían hacer es traer la paz que yo les he entregado y llevársela a todos los hombres. Aún sin tener que mencionar mi nombre, me representarían bien si siempre buscan la paz en todo lo que hagan. Porque si no lo haces, entonces siempre tendrás problemas con todo el mundo, y te la pasarás peleando y nunca vivirás en el hermoso reposo que viven tus Padres espirituales.

Bendito es Dios Padre Melquisedec, que cumplió su promesa y los bendijo con toda bendición espiritual en los lugares celestiales en Cristo Lisbet, (Efesios 1:3). Ustedes han conocido lo que es tener la paz de Dios porque han sido bendecidos juntamente conmigo.

Por eso dice en:  Salmos 29:11 11 Jehová MelquisedecLisbet dará poder a su pueblo; Jehová MelquisedecLisbet bendecirá a su pueblo con paz.

Hoy en mi manifestación es que eso se ha cumplido, porque yo soy quien ha traído la paz al pueblo de Dios. Yo soy quien les he enseñado cuál es la paz que Dios trae a los hombres para que eternamente vivan días felices en paz con todo y todos, diciéndoles que se aparten del mal que viene a sus mentes y hagan el bien; buscando siempre la paz, y siguiéndola dondequiera que vaya (Salmos 34:14), no la abandonen nunca, porque la paz es tu Madre espiritual, Cristo Lisbet quien siempre quiere tu bienestar.

Cuando tú eres hecho un hijo de Dios MelquisedecLisbet, eres agradecido por lo que hemos hecho por ti, haciéndote partícipe en el día del reposo del Señor y profesarás lo que dice en:

Salmos 4:8 8 En paz me acostaré, y asimismo dormiré; porque solo tú, Jehová MelquisedecLisbet, me haces vivir confiado.

Eso es un hecho, y nunca antes se había visto algo así. Yo he traído la paz de Dios y mi paz la he compartido con ustedes, para que puedan vivir vidas perfectas para siempre. No la paz que da el mundo que solo dura un corto tiempo; y cuando se acaba esa paz vuelve a turbarse el corazón del hombre (Juan 14:27) y cae en dudas, y miedo de muchas cosas, de morir, de enfermarse, de perder todo lo que tiene y llegar a la pobreza, miedo por la vida de sus hijos, la de sus nietos, miedo de fallar y muchas cosas más. Así es como piensa una virgen insensata, y déjenme decirles que hay unas pocas insensatas en mi reino. No crean que las vírgenes insensatas solo están con los desobedientes que están fuera de mi reino, NO, porque existen diferentes tipos de insensatez.

Miremos el significado de la palabra:

INSENSATEZ: Modo de ser o de comportarse del insensato o necio. Falta de buen juicio, prudencia y madurez antes de actuar.

Un insensato en mi reino es uno que primero busca defenderse con su propio juicio cuando se siente ofendido, en vez de juzgar bien su entorno y así tomar la mejor decisión para que todo quede en paz. Yo no enseño a que te defiendas como hombre terrenal que es tonto, porque yo sé que eso te llevará a dañar tu día y el día de los demás. Si tienes que pedir perdón, hazlo con sinceridad para que puedas ver lo lindo que es el poder de tus Padres espirituales que te cubrirán en ese momento, porque Dios MelquisedecLisbet estamos con todos los que son humildes en reconocer su error y no miran a los demás como menos que ellos o como los culpables.

Son los de humilde corazón los que poseerán la tierra y vivirán en paz y prosperidad. Los que son buenos y honestos son mis santos ángeles porque aman la paz y a ustedes les espera un futuro maravilloso, (Salmos 37:11, 37). ¡Amén, Aleluya!

Vírgenes prudentes. Ahora miremos el significado de la palabra:  PRUDENTE: Que tiene o se comporta con templanza o moderación en las palabras o las acciones.

Un hijo que nos representa bien es uno que no actúa apresuradamente sino, que, con templanza y moderación en sus palabras y acciones, me viste de lino fino. Habla con amor para ayudar a su prójimo porque ese es un buen fundamento. Recuerden que el fundamento de tu casa es muy importante para que siempre esté en pie y nunca tengas ruina. Si me sigues, vas a gobernar en tu mente como yo, con justicia y rectitud, pero sobre todas las cosas, siempre demostrando nuestro constante amor, (Salmos 89:14). Eso es clave para vivir una vida en prosperidad y sanidad total. Siempre busca la manera de como arreglar cualquier situación y no como dañarla. Yo soy tu paz y no me abandones nunca para que siempre te vaya bien en todo.

Dice en: Salmos 119:165 165 Mucha paz tienen los que aman mi ley, y no hay para ellos tropiezo.

Y, enSalmos 85:8 8 Presto mucha atención a lo que dice Dios MelquisedecLisbet, el Señor, pues Ellos dan palabras de paz a su pueblo fiel, para que no vuelvan a sus necios caminos.

Solo un insensato puede apartarse de Dios después de haber probado nuestro poder. Y no me refiero a que se han apartado físicamente, sino que en la mente están teniendo muchas preguntas, porque no saben cómo vivir en la paz de Dios que yo traigo.

Están acostumbrados a estar siempre pensando de más y peleando en la mente con el hermano, y no saben llegar a hacer la paz. Permiten y entretienen muchos pensamientos y eso los saca de mi reposo y terminan entrando en un laberinto de preguntas. Y yo sé que ellos no quieren apartarse de su Dios que ha hecho tanto por ellos. Pero por prestarle atención a la voz del hermano mayor y no ser sensibles a la voz de su Pastor Cristo Lisbet, terminan proyectando que son personas agresivas y no amables, que no han aprendido bien de sus Padres espirituales, los Reyes de la justicia y la paz.

No puedes decir que eres un hijo de MelquisedecLisbet si tu proceder es el mismo que tenías en la dispensación pasada. De una misma boca no puede salir bendición y maldición, (Santiago 3:10). No puedes servir a dos señores; no puedes servir a Dios MelquisedecLisbet y a las riquezas de la mente terrenal. Escoge a cuál vas a menospreciar y aborrecer, y a cuál estimarás y amarás, (Lucas 16:13).

O me aborreces a mí, o aborreces a la mente carnal, pero a los dos no puedes servir porque tendrás graves consecuencias. Y el que me aborrece a mí, también a Dios Padre aborrece, (Juan 15:23). Está demostrando que no se ha dejado ayudar por mí a ser una nueva persona nacida de nuevo en Dios, viviendo en paz y reposo en su mente, para primeramente poder reflejar o transmitir esa paz a los demás.

Mi Palabra es sencilla y es un deleite vivir conforme a ella, donde todos los días eres agradecido por la vida eterna que Dios te ha dado y te levantas y te acuestas dando gracias a tu Señor MelquisedecLisbet; también siempre pidiendo por los demás, para que ellos también sean salvos de la muerte física. Y no solo pedir que sean salvos, sino también salvarlos por tu testimonio viviente. No tomes este tesoro que te he dado para ocultarlo, sino para que lo muestres orgullosamente al mundo. Eso es, si verdaderamente me amas y eres agradecido por la vida que te he dado. No seas como el siervo malo y negligente que tiene miedo y esconde este tesoro que le he dado en la tierra, tu mente, y no lo multiplica, sabiendo que yo siego donde no sembré, y que recojo donde no esparcí (Mateo 25:14-30), que son los jafetitas. Porque el que confía en mí totalmente no será avergonzado, como les he dicho, ustedes hablen que MelquisedecLisbet se encargan del resto.

Y no solo hablen, sino que actúen con buen proceder y siempre buscando la paz. Eso debe ser tu constante pensamiento, buscar la paz, no pelear, ser pacificador, no maquinador y cizañero. Que los demás vean cómo tú siempre traes paz a tu familia, a tu trabajo, a tus compañeros, no mirando conforme a los ojos carnales, sino que te compadeces de los demás, demostrando que el amor puro y genuino lo vence todo y que es el armamento más poderoso que Dios MelquisedecLisbet te han dado.

Si eres sabio como el Señor es sabio, pedirías a tus padres espirituales todos los días para que todas las personas con quien tratas en la vida sean amables y agradables. Un hijo sabio de MelquisedecLisbet usa este tesoro que le hemos dado sabiamente siempre buscando la paz para todos. Úsalo bien para que tus días no sean acortados, porque de lo que tú siembras, depende tu salud, tu prosperidad, tu bienestar, tu vida eterna.

No menosprecies todo lo que te he dado, por tu mal genio y tu mal juicio, tu lengua venenosa que, en vez de hablar cosas lindas y positivas, siempre tienes algo negativo o humillante que decir de los demás. Porque eso te apartará de mí en la mente, y también apartará de ti a las personas que te ven y te escuchan, y dirán que tu Dios te enseña cosas malas y no van a querer venir hacia mí. Por ti es que muchos no se salvarán, por tu mal carácter, en creerte mejor que los demás, por tener más alto concepto de ti mismo.

Y te voy a decir más, si tú continuas con esa manera arrogante, eres una virgen insensata que usas mi nombre para pedir, pero no podrás disfrutar de lo que pidas porque Dios no puede ser burlado, todo lo que el hombre sembrare eso segará. No me canso de decirles que no se engañen en eso. Si no cambias tu mal manera de ser, más temprano que tarde te alcanzará la siega, y no te quiero ver sufrir.

Yo no te traje a la tierra prometida para que seas la misma persona de antes, porque aquí la cosecha es rápida. Por eso te insto a que siembres lo bueno para que siempre coseches lo mejor para ti y para tu familia y todos los que te rodean. Sólo en Dios MelquisedecLisbet encontrarás la paz que permanece; tu salvación y tu esperanza viene de nosotros, (Salmos 62:1). Y los que me hagan caso vivirán tranquilos y en paz, y no tendrán miedo del mal, (Proverbios 1:33). Estarán seguros de que el todopoderoso Dios siempre estará con ellos, simplemente por haber escuchado bien los detalles y hacer todo lo que yo les digo. Dios no solo te da el querer, sino también el hacer y si tú quieres paz en tu casa, en tu trabajo, en tu escuela o donde sea que tú estés, tienes que sembrar para eso. Comienza a analizar bien tu entorno, y si ves que siempre sucede algo que te saca de tu reposo, quiere decir que estás en el camino malo.

Mira lo que dice en:  Proverbios 14:12 12 Hay camino que al hombre le parece bueno; pero su fin es camino de muerte.

Cuando siempre te sucede algo que no te agrada, es porque en tu mente ya comenzaste a juzgar mal. Y en vez de pedir y confiar en MelquisedecLisbet antes que nada, ya te prejuiciaste y lo que has hecho es dañar algo que te hubiera salido bien. Ah, y deja de estar viendo las cosas con los lentes carnales, porque te sacarán de tu reinado sobre la totalidad.

Cada vez que tú pienses que alguien te hizo un mal o te lastimó, no reacciones ni dejes que te afecte, pide por esa persona para que Dios vea que tú eres pacificador y no un arrogante que pelea por todo. De cierto, de cierto te digo que tus fuerzas humanas te llevarán a la muerte. Cristo dice: “Mi reino no es de este mundo; si mi reino fuera de este mundo, mis servidores pelearían para que yo no fuera entregado a los judíos; pero mi reino no es de aquí.” No es de una mente carnal, (Juan 18:36).

A vosotros los que tienen oído para oír lo que dice la Espíritu Santa de Dios, les digo: Amad a vuestros enemigos, haced bien a los que os aborrecen; bendecid a los que os maldicen, y orad por los que os calumnian. Sean misericordiosos, como también vuestros Padres espirituales son misericordiosos, (Lucas 6:27-28 y 38).

En otras palabras, “yo no necesito peleones en mi reino, sino pacificadores, porque la paz de Dios es lo que este mundo necesita para que no se destruya más, y para que las personas no mueran más. Deja de pelear contigo mismo y con los demás y ámate a ti mismo, porque amándote a ti, me estás amando a mí, que vine para hacerte un hijo a mi imagen y semejanza.

No odies a los demás porque vas a terminar mal, tú crees que vas por buen camino, pero es tu propia destrucción en la mente, lo que te ha hecho pensar que el camino en el que vas es bueno. Ahí está la puerta ancha y espaciosa, el camino que lleva a la perdición, y muchos son los que entran por ese camino; esos muchos son los que no escuchan bien los detalles, porque mi Palabra funciona para todos, pero son los hombres duros que no se dejan ceñir, se les hace difícil ser humildes y suaves. Pero los que me siguen fielmente han entrado por la puerta estrecha y angosta, que es el camino que te lleva a la vida, y son pocos los que la hallan (Mateo 7:13-14). Procura ser uno de esos fieles, yo sé que tú puedes.

Dice en: Proverbios 12:28 28 En el camino de la justicia está la vida; Y en sus caminos no hay muerte.

Solo pegados a mí, es que tu vida es garantizada y no verás la muerte, porque yo soy la resurrección y la vida y todo el que crea en mí y ame la justicia de Dios que yo he traído, nunca andará en camino de muerte. Miren a su hermana DiegoFranciliny, como una prueba contundente del que pide con amor puro y genuino por sus hermanos que habían errado, todos fueron humildes en corregirse, ellos sintieron el amor verdadero. Su hermana no se gozó de que estaban errando, ni los maldijo por estar así, ella pidió a su Padre Melquisedec, en mi poderoso nombre, Cristo Lisbet para que fuesen rescatados, y hubo justicia en su petición de amor. Lo que ella pidió se cumplió y sus hermanos fueron librados de ese lazo de mentira, ¡Aleluya, qué belleza! Eso es lo que hace un hijo mío, pide por todos y no maldice a nadie, sino que con su boca bendice.

Miremos los siguientes versículos:

Santiago 5:19-20 19 Hermanos, si alguno de entre vosotros se ha extraviado de la verdad, y alguno le hace volver, 20 sepa que el que haga volver al pecador del error de su camino, salvará de muerte un alma, y cubrirá multitud de pecados.

Proverbios 11:11 11 Por la bendición de los rectos, la nación será engrandecida; Mas por la boca de los impíos será trastornada.

Proverbios 14:3 3 En la boca del necio está la vara de la soberbia; más los labios de los sabios los guardarán.

Proverbios 25:21 21 Si el que te aborrece tuviere hambre, dale de comer pan, Y si tuviere sed, dale de beber agua;

Ese pan y esa agua no son físicos, esto significa que debes mostrarle a esa persona que no pagas ‘ojo por ojo y diente por diente’, sino que con tus palabras y acciones demuestras que eres una persona de paz y amable, y así es cómo cosecharás lo mejor porque no tienes tu confianza puesta en los hombres, sino en el Dios vivo MelquisedecLisbet. Amén.

Mateo 5:44 44 yo os digo: Amad a vuestros enemigos, bendecid a los que os maldicen, haced bien a los que os aborrecen, y orad por los que os ultrajan y os persiguen;

1 Juan 2:11 11 el que aborrece a su hermano está en tinieblas, y anda en tinieblas, y no sabe a dónde va, porque las tinieblas le han cegado los ojos.

Ahí está ese camino que lleva a la muerte y algunos lo están transitando y ni lo saben, porque están ciegos. Por eso yo soy la deseada de las naciones en tu mente, porque yo te ayudo a reconocer lo que es bueno y lo que es malo para Dios. Porque ¡ay! de los que llaman a lo bueno, malo y a lo malo, bueno.

No quiero que seas como los impíos que no se aman a sí mismos, ni aman a los demás. A veces, por su boca hablan palabras lisonjeras que engañan, pero no pueden ocultar lo que está en su corazón, porque con sus palabras y sus acciones, siempre terminan lastimando. Eso es una señal que muestra cuánto aborrecen al hermano menor.

Mira como dice en:  

1 Juan 2:9 9 El que dice que está en la luz, y aborrece a su hermano, está todavía en tinieblas.

Y, en: 1 Juan 3:15 15 Todo aquel que aborrece a su hermano es homicida; y sabéis que ningún homicida tiene vida eterna permanente en él.

Y ya saben quién es homicida desde el principio, el diablo, el padre de mentira. No actúes como si ése fuese tu padre, porque de la abundancia del corazón habla la boca, (Mateo 12:34). Lo que sale de tu boca es lo que contamina todo tu cuerpo. No es lo que entra en la boca lo que contamina al hombre; sino lo que sale de su boca, (Mateo 15:11). Y tu proceder demostrará lo que en verdad eres, ya que el árbol se conoce por el fruto que da, (Mateo 7:16).

He aquí pongo delante de vosotros camino de vida y camino de muerte (Jeremías 21:8), te estoy mostrando las dos cosas, lo que tienes que hacer para vivir, y si haces lo contrario a lo que yo te digo sufrirás mucho hasta que mueras. Porque en mí está escondida tu vida, por eso es tan importante escucharme y no dejar de hacerlo. Y ser humilde y aceptar mi corrección porque no es para condenarte, y te lo diré cuántas veces tenga que decírtelo. No estoy aquí para condenar a nadie, sino para salvarlos de la muerte, la pobreza, la enfermedad, la esclavitud y la ceguera de la mente.

Yo te pregunto, cuando disciplinas a tus hijos, ¿lo haces para destruirlos y para que se mueran y se enfermen, o lo haces para ayudarlos a vivir una vida en paz y reposo y para que les vaya bien en el camino? No me digas que, si tu hijo te pide pan, ¡le darás una piedra! ¿Qué hombre hay de vosotros, que si su hijo le pide pan, le dará una piedra? ¿O si le pide un pescado, le dará una serpiente? Pues si vosotros, siendo malos como hombres terrenales, saben dar buenas dádivas a vuestros hijos, ¿cuánto más vuestros Padres espirituales que están en los cielos darán buenas cosas a los que le pidan?

Así que, todas las cosas que quieran que los hombres hagan con vosotros, así también haced vosotros con ellos; porque esto es la ley y los profetas, (Mateo 7:9-12). En otras palabras, esta es la ley de Dios y aunque seas un profeta de Dios MelquisedecLisbet, cosecharás todo lo que siembras. Un buen profeta de Cristo Lisbet sabe eso muy bien y no se va a dejar influenciar por las emociones carnales y terminar perdiendo su salvación.

¿Por qué tú crees que Dios Padre está conmigo para siempre? Porque soy pacificadora, siempre estoy buscando la paz, tratando de ayudar al prójimo para que no se destruya. Porque si destruyo a mi prójimo me destruyo yo misma, eso sí que es una insensatez. Yo sé que los pensamientos del hombre son muchos y si esos pensamientos los sacas por tu boca, entonces quiere decir que tu corazón, tu mente está contaminada, y tu salud, tu prosperidad, y tu vida eterna están en peligro.

 Yo no puedo saber o ver que una persona va por un mal camino, destruyéndose y no ayudarla, diciéndole la verdad. Perdóname, si la verdad te duele, pero yo solo te puedo decir la verdad. Porque mi boca habla verdad, y la impiedad abominarían mis labios. Justas son todas las razones de mi boca; no hay en ellas cosa perversa ni torcida, (Proverbios 8:7-8). Yo no me puedo negar a mí misma. Yo soy la verdad y la vida y no soy mentira ni muerte. Y sé lo que tú necesitas para vivir, pero si no recibes la ayuda que yo te doy, eres un egoísta porque no amas a tu familia, y ellos sufrirán por tu insensatez.

Solo los humildes entienden eso, porque saben recibir corrección de sus Padres y hermanos espirituales, pero el que no ama a sus Padres, ni a su hermano, no le interesa la corrección. Porque la verdad es y siempre será. Yo jamás te voy a mentir, ni te voy a dejar destruirte; si te veo en mal camino, te lo voy a decir. Porque yo necesito que estés totalmente muerto a los deseos engañosos de tu mente carnal porque si no, morirás y no vivirás. Qué hermosa es la Sabiduría de Dios.

Hijo mío, atiéndeme, no te apartes de mis enseñanzas (Proverbios 5:7), obedece el mandamiento de tu padre y no abandones la enseñanza de tu madre, (Proverbios 6:20). Porque cuando alcances la Sabiduría, hijo mío, no habrá nadie más feliz que tu Padre y yo; (Proverbios 23:15).

 Amén Aleluya. Les amamos para siempre y nos vemos pronto.


Super HeroeApp: Niños de Cristo


App-de-Rey-de-Salem-MusicaApp: Rey de Salem Musica


Deseas mas información www.reydesalem.com, www.cristoesunamujer.com, www.radiolamediadora.com, www.tuneinradio.com, info@reydesalem.com.

 


 

Autor: SANTOS ANGELES

2 Corintios 3:5 No que seamos competentes por nosotros mismos, sino que nuestra competencia proviene de Dios. (Jehova MelquisedecLisbet).